Es un programa de Fortalecimiento de Capacitaciones y Competencias para la Integración socio laboral y productiva de personas en situación de vulnerabilidad socio económica o que sufren discriminaciones diversas. Cuenta con un componente de capacitación específica definido en base a las necesidades de cada territorio y población objetivo, y un componente de capacitación transversal apuntando a favorecer si integración laboral y/o el sostenimiento de ña fuente de trabajo. También se realiza un acompañamiento de cada participante y su situación familiar, tanto dentro como fuera de los espacios de capacitación.

Se trabaja desde un abordaje de proximidad, lo que supone realizar un acompañamiento cercano y sujeto y su contexto más inmediato, diseñando un plan de acción que contemple no sólo las necesidades del mercado laboral sino también la dimensión subjetiva de los procesos personales.

FOCCO en Salto

En el departamento de Salto, el programa se desarrolla en el Barrio Horacio Quiroga, ubicado en la zona sur de la ciudad. Se cuenta con el apoyo de la Organización de la Sociedad Civil Mujeres Como Vos, quienes ceden su salón comunal para el desarrollo de los talleres áulicos. El equipo del programa se integra con una Ingeniera Agrónoma, quién desarrolla la capacitación específica, en este caso enfocada en la huerta. A su vez, el programa posee dos técnicos sociales, encargados de realizar el acompañamiento individual y grupal, así como también el desarrollo de los talleres transversales (Prevención laboral, género, derecho laboral, prevención en salud, alfabetización y marketing digital, entre otras cosas).

El objetivo principal en el programa FOCCO de Salto, fue desarrollar estrategias de fortalecimiento y capacitación en huertas, con el afán de potenciar los conocimientos de la grupalidad y los emprendimientos personales. Para esto, se había coordinado con la seccional 3ra de Policías, que se ubica en el barrio, la posibilidad de trabajar en un terreno del lugar, utilizarlo como centro de prácticas para luego comenzar a fortalecer las huertas personales de cada participante. Estaba todo encaminado para comenzar a trabajar en el terreno de manera colectiva hasta que irrumpió el COVID-19, por lo que se suspendieron las instancias presenciales.

No obstante, se diagramaron estrategias para continuar la actividad de manera virtual, por lo que el equipo inmediatamente realizó un sondeo  para conocer la posibilidad que tenía cada participante de acceder a un dispositivo móvil con internet, para emprender el camino hacia la virtualidad.

En estos tres meses de confinamiento, de cuidados, de mesura y paciencia, el grupo respondió de una manera activa y los objetivos principales pasaron a ser, en primer lugar, el fortalecimiento de cada huerta y espacio personal en cada hogar. A su vez, desde el equipo técnico se acompañó la situación en lo que tuvo que ver con la gestión de canastas alimenticias, el acceso a TuApp, para poder acceder a dichos beneficios y se hizo un relevamiento constante en lo que tuvo que ver con las actividades virtuales, más allá del acompañamiento personal en algunas situaciones puntuales y complejas.

Los cambios por la situación sanitariainvirtió los objetivos que fueron pensados en primera instancia, pero el sentido de pertenencia de los participantes, el seguimiento y acompañamiento del equipo dio lugar a la elaboración de huertas personales, que denotan el compromiso y el amor que cada participante le tiene a esta actividad.

Programa Focco